abril 18, 2024

CubaComunica

Spanish News Today para obtener las últimas noticias, estilo de vida y información turística en inglés en España.

España empieza a colonizar su arte con la Bienal de Venecia |  Cultura

España empieza a colonizar su arte con la Bienal de Venecia | Cultura

La peruana Sandra Camarra representará a España en la 60 Bienal de Arte Contemporáneo de Venecia del 20 de abril al 24 de noviembre, convirtiéndose en la primera artista nacida fuera del país.

Su organización de trabajo se llama Pinacoteca Migrante, anunciado el miércoles 14 de febrero, cuestiona las narrativas coloniales y los modos tradicionales de representación. Su presentación se produce tras el anuncio del ministro de Cultura, Ernest Urdasun, el 22 de enero, de que las colecciones de los museos estatales serán revisadas para «superar la estructura colonial». Aunque no están directamente relacionados, estos dos fueron signos de que España se unía al movimiento occidental que había comenzado en otras partes de Europa y América unos años antes.

“Nunca olvidaré mi primera visita al Museo Arqueológico [in Madrid]»Gamarra, que creció en Lima pero vive en España desde hace 20 años. «Después de ver las salas dedicadas a los cuatro continentes, le pregunté al guardia en qué piso estaba Europa y me dijo que era historia y en los otros museos. «.

con Pinacoteca Inmigrantes, camara El patrimonio artístico de España -Murillo, Zurbarán e incluso Velázquez- transformará el Pabellón de España en la Bienal en un lugar donde se podrá reinterpretar el patrimonio artístico de España y al mismo tiempo llamar la atención sobre las culturas silenciosas. «La descolonización empieza por acabar con las jerarquías de las culturas, que sitúan a unas por encima de otras», dijo a EL PAÍS Camarra, de 52 años. «Ese es el comienzo, y a partir de ahí podemos empezar a reescribir no sólo la cultura, sino todos los aspectos de esas relaciones».

READ  La carrera por el título se ha intensificado en España a medida que el Lamborghini Super Trofeo Europa regresa de sus vacaciones de verano.

Camarra, que participó en la Bienal de Venecia 2009 en el pabellón del Instituto Italo-Latinoamericano, toma como punto de partida pinturas del período del Imperio a la Ilustración, en las que hace referencia a territorios que alguna vez formaron parte de España, pero que tienen «un concepto monolítico basado en la destrucción de otras formas de organización social». Divididas en seis secciones, sus obras incluyen formas de arte clásicas como la escultura, el retrato y el paisaje, que analizan las interrepresentaciones y las interrelaciones entre los colonizadores y los colonizados, y brindan un contexto histórico conectado con el presente.

«Nuestra visión del arte tiende a aislar el objeto artístico de su entorno, y en esa separación se pierde mucha información», explica. «La idea de que el arte debe llevarte a una forma de pensar es un paradigma que podemos romper, porque esa misma forma de pensar depende del trabajo, de la abstracción, de estructuras completas. Toda esa información debería ser permeable y porosa en los museos.

La obra de Sandra Gamarra ‘Máscaras mestizas V’, que forma parte del Pabellón de España en la Bienal, está basada en ‘Grupo familiar en un paisaje’ de Frans Hals.Roble Taylor-Smith

Creando habitaciones Pinacoteca Inmigrantes tienen derecho: tierra virgenIncluye masas de tierra de España y América Latina, Filipinas y el norte de África; Gabinete de la perdiciónVincula el colonialismo con el separatismo; Gabinete del Racismo Ilustradocuenta cómo la antropología y la ciencia fueron utilizadas como herramientas para la discriminación racial; Máscaras mestizasEs un retrato de colonos; Altar de la naturaleza moribunda, vinculando la vida sostenible con la construcción de riqueza y tesoros; Y Jardín Migrante, que recreará los Monumentos a la Victoria ubicados en las antiguas colonias. Todos combinan las artes plásticas con citas de escritoras y pensadoras ecofeministas; y copias adaptadas de archivos reales, representaciones de plantas alóctonas o invasoras como marcador de migración.

READ  El jefe del AIK revela que circunstancias especiales podrían hacer que Erik 'Marcelo' Ouma se mudara a España o Inglaterra

La idea es eliminar el «error del monismo» que habita en todo museo, donde los visitantes buscan «encontrar la única verdad que creen que es verdadera». El proyecto de Camarra está curado por Agustín Pérez Rubio, quien ha tenido una extensa trayectoria en América Latina como director artístico del Museo de Arte Latinoamericano Malba de Buenos Aires y curador del Pabellón de Chile para la bienal 2018.

«Este pabellón muestra una España actual, donde creo que el 15% son latinoamericanos, una España progresista, abierta y que busca la igualdad», afirma Santiago Herrero, director de relaciones culturales y científicas de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo. ), vinculado al Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, es el encargado de seleccionar al artista que representará a España durante el bienio. La selección corre a cargo de un jurado compuesto por representantes de instituciones como el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona (MAGBA) y el Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM). Este año, el jurado ha elegido por unanimidad a Kamarra colono de la pinacoteca. Herrero insiste en que la elección no tiene nada que ver con el anuncio del Ministro de Cultura de revisar las colecciones de los museos estatales, reconociendo que la integración de la descolonización y otras narrativas es una tendencia actual, ilustrada por el tema bienal de este año: extranjeros en todas partes.

'Pinacoteca Migrante'
De izquierda a derecha, Agustín Pérez Rubio, Sandra Camarra y Santiago Herrero, durante la presentación de la ‘Pinacodeca Migrante’.AECID

En respuesta a las reacciones críticas a la decisión del ministro de Cultura de revisar las colecciones de los museos estatales, el vicepresidente valenciano Vicente Barrera, del partido de extrema derecha Vox, acusó a Urdason de «comprar la mitología negra de España». Camarra tiene una perspectiva diferente: «Mi escuela estaba dirigida por monjas españolas», dice. «Ya teníamos conciencia y mientras estudiaba la victoria, la maestra empezó a dar detalles sobre el genocidio. Hubo un momento de silencio incómodo, y todos miramos a la monja y le dijimos: ` «Pero trajimos la religión». Le parecía que nunca volvería a ir al infierno. Precisamente esas ideas resaltaban las jerarquías, como si no hubiera ninguna queja: «No hay cultura, o la trajimos porque es una mala cultura. Ya te he recompensado, Entonces, ¿por qué te quejas?

READ  Kuss toca la gloria de la Vuelta a España 2023 cuando Poels gana la etapa 20

Inscribirse Nuestro boletín semanal Para más noticias en inglés de la edición de EL PAÍS USA